¡Ah Chihuahua! Juaritos  |  Deportes  |  Zona S.P.M.  |  Espectáculos  |  Oficialmente  |  Perfiles  |  Rincón Geek   El Tercer Ojo El Privado Los Digitalizados Insólito Inicio
El Clima en Chihuahua:   Soleado    Máxima   21°   Mínima    Miércoles 17 de Noviembre
 
Presenta Comisión de Educación y Cultura del Congreso sus dictámenes

La Comisión de Educación y Cultura, con fundamento en lo dispuesto por el artículo 43 de la Ley Orgánica del Poder Legislativo, somete a la consideración del Pleno el presente dictamen, elaborado con base en los siguientes:
A N T E C E D E N T E S
I.- Con fecha 19 de octubre del año dos mil diez, fue turnada para estudio y dictamen a esta Comisión Legislativa, Iniciativa con carácter de Decreto y de Punto de Acuerdo, presentada por los Diputados César Alberto Tapia Martínez, Luis Adrián Pacheco Sánchez, María de los Ángeles Bailón Peinado y Samuel Díaz Palma, por medio de la cual pretenden, en primer término, que el año 2011 sea decretado por esta Alta Representación Popular como: “2011, año del Bicentenario del Sacrificio del Padre de la Patria, Don Miguel Hidalgo y Costilla”; y en segundo término, que se exhorte a los titulares de los Poderes Ejecutivo y Legislativo del Estado, al H. Ayuntamiento de Chihuahua, y a los demás órganos de apoyo para la aplicación de la Ley de Patrimonio Cultural del Estado de Chihuahua, a coordinar esfuerzos para efectuar la construcción e instalación de un monumento en la Plaza “Abraham González”, sita en la Avenida Independencia y Paseo Bolívar, de esta ciudad de Chihuahua, Chih., con dos placas en la primera de las cuales se haga la alusión a que dicho monumento fue erigido “En Conmemoración del Bicentenario del Sacrificio de los Mártires Insurgentes en Chihuahua”; y en la segunda, se inscriba el nombre de Don Miguel Hidalgo y Costilla, y el de los 22 caudillos de dicho movimiento, que entre los meses de mayo y junio del año de 1811, fueron fusilados e inhumados en dicho espacio, que constituyó en aquélla época, el panteón de San Felipe.
II.- La Iniciativa se sustenta bajo los siguientes argumentos:
“A partir de la madrugada del 16 de septiembre, el nombre de Miguel Hidalgo y Costilla, cobra una inusitada fuerza como el hombre capaz de enfrentar la opresión, la desigualdad y la esclavitud del pueblo mexicano en manos de los españoles peninsulares que representaban a la Corona. Acompañado de Ignacio Allende, Juan de Aldama, Mariano Jiménez, Abasolo, así como Doña Josefa Ortiz de Domínguez y Doña Leona Vicario, ambas adalides y dignas representantes de su género, inició la lucha; y en el transcurso de ésta, fue sumando a importantes y aguerridos personajes, cuyo compromiso con la causa libertaria, les llevó a entregar su vida por la Independencia de México.
“El 21 de marzo de 1811, después de varias derrotas que el ejército insurgente había sufrido a manos de Félix María Calleja, Brigadier y Capitán General de las fuerzas virreinales; Aldama, Allende, Abasolo, y Jiménez primero, y Miguel Hidalgo después, fueron apresados en Santa María de Guadalupe, mejor conocido como las Norias, en Acatita de Baján, situado en la frontera de Coahuila y Texas, entonces parte del virreinato novohispano, gracias a la traición de Ignacio Elizondo, antiguo realista que simuló ser militante en las fuerzas revolucionarias.
“El 23 de abril de 1811, los prisioneros arribaron a la Villa de Chihuahua, a donde fueron trasladados por ser la sede de la Comandancia de las Provincias Internas. El pueblo de Chihuahua -cita el historiador Fernando Jordán-, ha visto un rostro sereno, de mirada grave; una figura noble que se contrapone a la que el odio de sus enemigos les ha descrito. Sus carceleros, Melchor Guaspe y Miguel Ortega, por el simple contacto físico con la verdad, fueron los primeros hombres de esta tierra en darse cuenta que el fusilamiento de Miguel Hidalgo y Costilla sería un crimen.

“El Padre de la Patria fue encarcelado en el Real Hospital Militar, antiguo Colegio de la Compañía de Jesús de los frailes jesuitas y en el Convento de San Francisco, lugares que sirvieron de prisión para ser sometido a un largo proceso militar y a una dolorosa degradación eclesiástica.
“El Tribunal de la Inquisición, en septiembre de 1810, reanudó un proceso que tenía pendiente contra Hidalgo, y en él se le declaró amante de la libertad que proclamaban los enciclopedistas y en consecuencia hereje, judaizante, libertino, calvinista y grandemente sospechoso de ateísmo y materialismo.
“Su condición de sacerdote, en aquel tiempo histórico, representaba un problema jurídico, pues las autoridades civiles no podían ejecutar a clérigos sin antes haber conseguido la intervención de las autoridades religiosas. Por lo mismo, para condenar a un sacerdote, hacía falta antes un proceso bajo la sujeción de las normas del Derecho Canónigo por el cual el sacerdote, si era declarado culpable de algunos graves delitos ante las leyes de la Iglesia, debía ser degradado, es decir, lo expulsaban del Estado eclesiástico. Sólo después podía ser condenado de sus supuestos delitos por las autoridades civiles.
“A la ejecución de Hidalgo debería preceder pues, la degradación hecha por un juez eclesiástico; el 29 de julio, una vez realizado este acto, Hidalgo fue devuelto a los jueces civiles, donde se le leyó la sentencia con la que se le condenó a pena de muerte, la cual fue ejecutada la mañana del 30 de julio de 1811, y sepultado en la capilla de San Antonio de la Iglesia de San Francisco. “Don Miguel Hidalgo y Costilla es, sin lugar a dudas la figura más importante que la historia nos refiere en la lucha por la abolición de la esclavitud y la independencia de México. A su lado, aparecen los nombres de Ignacio Allende, Mariano Jiménez, Juan Aldama, Mariano Abasolo quienes entre otras figuras de fundamental relevancia, le han acompañado para siempre en el ideario mexicano como los apóstoles de la libertad de nuestro pueblo. Sin embargo, en la penumbra de la historia, se difuminan los nombres de, al menos, otros 19 caudillos que fueron apresados junto con Hidalgo, Allende, Jiménez y Aldama; fusilados también en Chihuahua incluso de forma más humillante, de espaldas a sus verdugos como signo de traición a la Corona Española. Los cadáveres de estos valerosos insurgentes, perdidos por completo para la historia, yacen en algún sitio cercano a la esquina que de lo que fuera la antigua Alameda de Santa Rita -hoy Paseo Bolívar-, y la Avenida Independencia.
“De acuerdo al cronista de la Ciudad de Chihuahua, el Profesor Rubén Beltrán Acosta, sólo se recuerdan las figuras de los cuatro principales insurgentes, pero muchos desconocemos que en Chihuahua fueron inhumados después de su fusilamiento, 22 de los principales motores de la lucha libertaria. Jamás debemos olvidar -dice el maestro e historiador Rubén Beltrán-, que ellos, a pesar del olvido de la historia, también nos dieron Patria y Libertad.
“Con la construcción de un edificio que sería utilizado por las sociedades de obreros en 1878, y la apertura de la avenida Independencia por órdenes del Gobierno del Estado para prolongar ésta durante la última década del siglo diecinueve, se sacrificó otra buena parte de tal cementerio; y desconociendo tal vez la nobleza de los restos que bajo esa tierra se encontraban, se erigió un parque público sobre el viejo camposanto de San Felipe, el cual se conoció primero como “25 de Marzo”, mismo que, en 1914 cambió su nombre por el actual de jardín “Abraham González”.
“De acuerdo a la Colección de documentos para la historia de la Guerra de Independencia de México, editado por la Universidad Nacional Autónoma de México, bajo la dirección de Virginia Guedea y Alfredo Ávila, quienes coinciden con nuestro destacado cronista, el Prof. Beltrán Acosta, los héroes precursores de la Independencia Nacional cuyos restos han sido olvidados en Chihuahua, y quienes fueron sentenciados y fusilados por esa noble causa, son señalados en la carta remitida a la Junta de Seguridad Pública de la capital del Virreinato de la Nueva España bajo los siguientes términos:
“En 10 de mayo de 1811: el Mariscal Don Ignacio Camargo; el Brigadier Don Juan Bautista Carrasco y el Capitán Agustín Marroquín.
“El 11 de mayo de 1811: el Mariscal Francisco Lanzagorta y el Coronel Luis Mireles.
“El 6 de junio: el Capitán veterano de Lampasos, Juan Ignacio Ramán; el Mariscal Nicolás Zapata; el Coronel José Santos Villa; el tesorero del movimiento y hermano de Don Miguel Hidalgo, Mariano Hidalgo y el Mayor de Plaza Pedro León.
“El 26 de junio: el Generalísimo Ignacio Allende; el Capitán General Mariano Jiménez; el mariscal y Gobernador del Nuevo Reino de León, Manuel Santamaría y el Teniente General, Juan de Aldama.
“El 27 de junio: el abogado José María Chico; el Intendente del ejército de los Insurgentes José Manuel Ignacio Solís; el director de ingenieros, José Vicente Valencia; el Brigadier Onofre Gómez Portugal; el Capitán José Plácido Morrioni; el Alferez Trinidad Pérez; el Lic. Ramón Garcés y el Capitán Ventura Ramón.
“El día 30 de julio de 1811, fue la fecha designada para sacrificar a Don Miguel Hidalgo y Costilla, el Padre de la Patria.
“Después que se ejecutan los fusilamientos el pueblo empieza también a pensar que en Chihuahua, ha sido fusilada una luz.
“En el año 2011, se cumplen doscientos años en que la sangre derramada por los próceres de nuestra Independencia Nacional fue vertida en Chihuahua por órdenes de la Corona Española, pretendiendo acallar las voces de un pueblo que, una vez que tuvo frente a sus ojos al Padre de la Patria, quedaría convencido para siempre, que en esta tierra se apagaba el brillo del precursor de la libertad del pueblo mexicano; y nunca jamás la de un criminal ni la de un traidor, como así lo pretendió el odio de sus verdugos.
“El Grupo Parlamentario del Partido Nueva Alianza, identificado con la educación y la cultura, considera que esta Legislatura puede y debe hacer un esfuerzo extraordinario para rescatar y difundir la memoria de los Próceres de la Patria, particularmente de aquéllos que, habiendo ofrendado su vida por este México nuestro, permanecen aún en esta tierra de Chihuahua, que hoy es libre e independiente gracias a su valeroso sacrificio.”
La Comisión de Educación y Cultura, después de entrar al estudio y análisis de la Iniciativa de mérito, formula las siguientes:
C O N S I D E R A C I O N E S
I.- Esta Representación Popular es competente para conocer y resolver sobre la Iniciativa de referencia, de conformidad con lo que disponen los artículos 57 y 58 de la Constitución Política del Estado; y 43, 52 y 59 de la Ley Orgánica del Poder Legislativo.
II.- Esta Comisión de dictamen legislativo coincide con los iniciadores en el sentido de que es importante que con acciones concretas se refuercen los valores cívicos y se busque la manera de que los niños, niñas y jóvenes de esta Entidad conozcan y reconozcan en los mártires de la Independencia lo que fueron: héroes que nos dieron Patria. Una de ellas es precisamente el darle mayor difusión a todos los personajes que participan en el movimiento armado de 1810; es decir, a aquéllos que siempre hemos conocido por su importante papel para la creación de nuestra Nación, como lo fue Don Miguel Hidalgo y Costilla, y otros como Aldama, Allende, Abasolo, y Jiménez, pero también a aquéllos que hicieron posible la consolidación de las acciones de sus líderes, como es el caso de los otros 19 héroes que mencionan los iniciadores.
En un afán de reforzar el civismo nacional, también vemos con beneplácito la inquietud de los iniciadores en el sentido de que se decrete, en el Estado, al “2011, como el año del Bicentenario del Sacrificio del Padre de la Patria, Don Miguel Hidalgo y Costilla”, pues con ello se arraiga en nuestra identidad, la valía de los héroes que, como Hidalgo, Aldama, Allende, Abasolo, y Jiménez, dieron su vida literalmente por el bienestar de los demás, aspecto que en la sociedad actual es por demás necesario reforzar, ante la pérdida de valores sociales, tan necesarios como en aquéllos tiempos, para poder luchar como sociedad ante el abatimiento de problemas que nos afectan a todos.
Como bien señalan los iniciadores, en “la penumbra de la historia, se difuminan los nombres de, al menos, otros 19 caudillos que fueron apresados junto con Hidalgo, Allende, Jiménez y Aldama”. Estos hombres, tal vez no como líderes pero si como soldados convencidos de la necesidad de luchar hasta la muerte por la libertad para una vida mejor, acompañaron a los próceres de la Patria, encontrando fin a su lucha personal y social cuando fueron fusilados como bien se señala en el documento de origen “de forma más humillante, de espaldas a sus verdugos como signo de traición a la Corona Española”, pero no dudamos que lo hicieran con el corazón en la mano y la satisfacción de que se luchó siempre y hasta sus últimas consecuencias, por el bienestar de sus iguales.
Gracias a los trabajos de investigadores e historiadores hoy sabemos que sus cuerpos descansan “perdidos por completo para la historia”, la cual por lo regular sólo hace justicia a los líderes, en “lo que fuera la antigua Alameda de Santa Rita -hoy Paseo Bolívar-, y la Avenida Independencia”. Lugar en dónde como un esfuerzo nimio por reconocerles su sacrificio, consideramos de mínima justicia histórica, debiera alzarse, como se señala por los iniciadores, un monumento a su memoria en el cual se rescate su aportación a la construcción de este México que hoy nos alberga y en el que aún se lucha día a día, por la libertad.
Dando una muestra más de la relevancia que tiene la petición que hoy analizamos, en la construcción de la identidad como chihuahuenses y mexicanos orgullosos de nuestra historia, debemos ser puntuales al mencionar los nombres de los 22 héroes de la Independencia Nacional, además del de Don Miguel Hidalgo y Costilla, rescatando de entre ellos el nombre de los 19, hasta ahora, héroes casi anónimos de la historia de México, como son:
1.- El Mariscal Don Ignacio Camargo;
2.- El Brigadier Don Juan Bautista Carrasco;
3.- El Capitán Agustín Marroquín;
4.- El Mariscal Francisco Lanzagorta;
5.- El Coronel Luis Mireles;
6.- El Capitán veterano de Lampasos, Juan Ignacio Ramón;
7.- El Mariscal Nicolás Zapata;
8.- El Coronel José Santos Villa;
9.- El tesorero del movimiento y hermano de Don Miguel Hidalgo, Mariano Hidalgo;
10.- El Mayor de Plaza Pedro León;
11.- El Mariscal y Gobernador del Nuevo Reino de León, Manuel Santamaría;
12.- El abogado José María Chico;
13.- El Intendente del ejército insurgente, José Manuel Ignacio Solís;
14.- El director de ingenieros, José Vicente Valencia;
15.- El Brigadier Onofre Gómez Portugal;
16.- El Capitán José Plácido Morrioni;
17.- El Alferez Trinidad Pérez;
18.- El Lic. Ramón Garcés; y
19.- El Capitán Ventura Ramón.
III.- Con todo lo hasta aquí vertido, podemos concluir que es totalmente positivo para la ciudadanía chihuahuense que, dentro de su historia regional, se haga honor merecido a estos 19 mártires de la Patria, además de Allende, Jiménez y Aldama, que son los caudillos y mártires de la independencia que acompañan a su líder Don Miguel Hidalgo y Costilla, instalándose un monumento en el lugar donde simbólicamente descansan sus cuerpos, en el cual se pueda leer, por un lado los nombres de estos 22 personajes de la historia mexicana y por otro, como lo solicitan los iniciadores, se haga la alusión de que se erige “En conmemoración del Bicentenario del Sacrificio de los Mártires Insurgentes en Chihuahua”.
Es importante destacar que en reunión celebrada el pasado 5 de noviembre entre los integrantes de esta Comisión de Educación y Cultura, con el Secretario de Educación, Cultura y Deporte, Lic. Jorge Mario Quintana Silveyra, ésta manifestó su empatía con el proyecto que aquí se plantea, poniendo de manifiesto su voluntad política para que este proyecto llegara a materializarse.
En este tenor de ideas, consideramos que es totalmente adecuado el que esta Legislatura Decrete al “2011, año del Bicentenario del Sacrificio del Padre de la Patria, Don Miguel Hidalgo y Costilla”, a efecto de que la papelería oficial del Estado, es decir, de los tres poderes que regulan la vida de los chihuahuenses, lleve inserta la leyenda antes mencionada, como parte de las acciones que el gobierno de manera conjunta realiza para reforzar los valores cívicos en la Entidad.
Ya anteriormente se han realizado declaraciones como la hoy planteada, caso concreto y reciente es el decreto 277/08 II P.O., emitido por la LXII, en el cual se estipuló, que en el marco de la celebración de centenario y bicentenario del inicio de la guerra de Independencia y la Revolución Mexicana, se insertara en la papelería oficial una leyenda alusiva a dichos eventos, dando como resultado que durante todo este año siempre y en todo momento que se maneje documentación oficial emitida por los tres poderes, se esté recordando el bicentenario del inicio de la Guerra de Independencia, el centenario de la Revolución Mexicana y a Chihuahua como Cuna de la Revolución, por lo que hoy estamos en tiempo para que de la misma manera, se recuerde el sacrificio de Don Miguel Hidalgo en el Estado al lado de sus 22 compañeros de lucha por darnos Patria y Libertad.
Por lo anteriormente expuesto, con fundamento en lo dispuesto por los artículos 57 y 58 de la Constitución Política del Estado y 43, 52 y 59 de la Ley Orgánica del Poder Legislativo, la Comisión somete a la consideración del Pleno el presente dictamen con el carácter de
D E C R E T O :
ARTÍCULO PRIMERO.- La Sexagésima Tercera Legislatura del Honorable Congreso del Estado de Chihuahua, decreta el año 2011 como: “2011, año del Bicentenario del Sacrificio de Don Miguel Hidalgo y Costilla, Padre de la Patria”.
ARTÍCULO SEGUNDO.- La Sexagésima Tercera Legislatura del Honorable Congreso del Estado decreta la impresión de la leyenda “2011, año del Bicentenario del Sacrificio de Don Miguel Hidalgo y Costilla, Padre de la Patria”, en todos aquéllos documentos oficiales que sean emitidos durante el año 2011 por los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial del Estado de Chihuahua, así como por cada uno de los Ayuntamientos del Estado, además de los Organismos Constitucionalmente Autónomos y los Organismos Descentralizados de la Administración Pública Estatal y Municipal.
T R A N S I T O R I O S

ARTÍCULO ÚNICO.- El presente Decreto entrará en vigor el día primeo de Enero del año 2011, sin perjuicio de su publicación en el Periódico Oficial del Estado.
ECONÓMICO.- Aprobado que sea, túrnese a la Secretaría para que elabore la Minuta de Decreto en los términos que deba publicarse en el Periódico Oficial del Estado de Chihuahua.
ACUERDO
ÚNICO.- La Sexagésima Tercera Legislatura del Honorable Congreso del Estado, exhorta al titular del Poder Ejecutivo, al H. Ayuntamiento de Chihuahua, así como a los órganos de apoyo para la aplicación de la Ley de Patrimonio Cultural del Estado de Chihuahua, a fin de que coadyuven con el Poder Legislativo para efectuar la construcción e instalación de un monumento en la Plaza “Abraham González”, sita en la Avenida Independencia y Paseo Bolívar de esta ciudad de Chihuahua, Chih., con la alusión: “En conmemoración del Bicentenario del Sacrificio de los Mártires Insurgentes en Chihuahua”. Además de ello, la colocación de una placa en la cual se inscriba el nombre de Don Miguel Hidalgo y Costilla, y el de los 22 caudillos de dicho movimiento que entre los meses de mayo y junio del año de 1811, fueron fusilados en Chihuahua, e inhumados en dicho espacio, y que constituyó en aquélla época el panteón de San Felipe, donde en la actualidad reposan los restos de los 19 que hasta ahora han sido poco reconocidos por la historia oficial. Dicho evento deberá, en apego a las normas correspondientes, preservar las áreas verdes así como el patrimonio cultural e histórico establecido con anterioridad en el lugar señalado.
ECONÓMICO.- Aprobado que sea, túrnese a la Secretaría para que elabore la Minuta de Acuerdo en los términos correspondientes.
Dado en el Salón de Sesiones del Palacio del Poder Legislativo, en la Ciudad de Chihuahua, Chihuahua, a los dieciséis días del mes de noviembre del año dos mil diez.

16/11/2010

 

© Todos los Derechos Reservados eldigital.com.mx 2008 creado por i-nws                  Contacto  Bienvenido al Mundo Real