Exhorta Blanca Gámez a Ejecutivo Federal a respetar derechos humanos y derogar disposiciones que afectan a la igualdad de género

La LXVI Legislatura del Congreso del Estado, exhortó al Presidente de la
República Mexicana, Andrés Manuel López Obrador, para que, en el uso de
sus atribuciones, respete el marco constitucional y legal relativo a los
Derechos Humanos, así como a derogar las disposiciones que dejan sin
recursos las áreas de igualdad de género.

Esto, se presentó ante el Pleno en voz de la diputada del Grupo
Parlamentario del Partido Acción Nacional, Blanca Gámez Gutiérrez, y
añadió que, dentro de este punto de acuerdo, se hará un llamado a las
legislaturas de los Estados del país, a que se sumen al exhorto y
realicen las solicitudes correspondientes, dado a las repercusiones que
se registran.

Determinó que, tanto a nivel nacional, como internacional, se ha
legislado y actuado para erradicar la violencia de género contra las
mujeres y que se registra una evolución significativa en los últimos
diez años, por lo que las acciones que efectúa el Gobierno Federal, son
un retroceso a los instrumentos para la no discriminación.

“Existen transformaciones sociales progresivas, surgidas con visión de
prospectiva y que hoy son objeto de manipulación que forjan un retroceso
legal e institucional, que ha llegado al absurdo de eliminar el recurso
económico para las unidades de género de la Cámara de Diputados y la del
Senado de la República”, detalló la legisladora.

En este tenor, dijo que Chihuahua se encuentra en el séptimo lugar a
nivel nacional en llamadas de emergencia relacionadas con incidentes de
violencia contra la mujer, mientras que, en abuso sexual, se ubica en la
posición cuarta. En base a los datos señalados, afirmó que se debe
trabajar para garantizar la seguridad de este segmento de la población
en el país y en cada uno de los estados.

“Esto se convierte en un reclamo ante el clima de inseguridad jurídica y
política que atenta no solo en contra de los Derechos Humanos de las
Mujeres trabajadoras, sino que además afecta de manera directa a las
Mujeres víctimas de la violencia, a las niñas y niños bajo la misma
condición y con ello a la institución de la familia”, agregó.

Además, señaló que estas políticas públicas empleadas por el gobierno
federal, han dado como resultado la restricción del derecho de niños a
la educación, a la estimulación temprana, a las condiciones de
bienestar, así como ampliar las brechas de desigualdad de género,
detrimento a derechos como empleo e independencia económica.

Concluyó al informar que la desaparición de los refugios, la exposición
de la seguridad de las mujeres violentadas y sus hijos, vulnerar los
derechos humanos de las víctimas, recortes en becas a niños, niñas y
jóvenes en educación básica, media superior y superior de Prospera, la
ampliación del catálogo de delitos de prisión preventiva, entre otros
más, son algunas de las vertientes a señalar.