Otorga Gobierno del Estado contratos a tres instituciones financieras para reestructurar la deuda “Cupón Cero”

–         Se dispuso de 5 mil 208 millones de pesos para reducir el costo de los pasivos de largo plazo

El Gobierno del Estado de Chihuahua, a través de la Secretaría de Hacienda, otorgó contratos para la reestructuración de una parte de la deuda pública estatal de largo plazo a tres instituciones financieras, por un monto de 5 mil 208.1 millones de pesos.

Los contratos se asignaron en función de las sobre tasas y las condiciones ofrecidas por los bancos, cuyas propuestas fueron abiertas y presentadas públicamente el día 26 de agosto.

Lo anterior para reestructurar la parte de la deuda del Estado denominada en bonos “Cupón cero”, y en certificados carreteros denominados en pesos y garantizados con la recaudación en las casetas de peaje. La sobre tasa ponderada que se obtuvo fue de 0.69 por ciento.

Las instituciones financieras que presentaron las propuestas consideradas por el Gobierno del Estado de Chihuahua, fueron: Banbajío, Banco Mercantil del Norte (Banorte) y BBVA Bancomer.

Las propuestas a contratar serán  las siguientes:

Banorte: por 3,397 millones 918 mil  257.50 pesos, con una sobretasa de 0.545%

Banbajío: con dos propuestas, una por 500 millones de pesos con una sobretasa de 0.60%, y otra más por 250 millones de pesos con una sobre tasa de 0.74%.

BBVA: con una propuesta por mil millones de pesos y sobretasa de 0.75%, más otra por 60 millones 212 mil 533.50 pesos con una sobre tasa de 0.85%, que se contratará únicamente si es necesario.

La suma contemplada era por hasta 6 mil 795.8 millones de pesos, pero se contrató una suma menor debido a que la actual administración ha logrado reducir la deuda denominada en bonos “Cupón cero”, indicó el secretario de Hacienda del Gobierno del Estado, Arturo Fuentes Vélez.

El anuncio de las ofertas ganadoras y la firma de los respectivos contratos se celebró en la Sala de Juntas de la Secretaría de Hacienda, ubicada en  4º piso del edificio Héroes de la Reforma, en presencia de representantes de las instituciones financieras que presentaron las ofertas para reestructurar los instrumentos de deuda antes mencionados.